Bienvenido al mundo empresarial

Antes de adentrarte a este mundo de negocios, tienes que saber que es lo bueno y lo malo de convertirte en un emprendedor

Resultado de imagen para emprendedores

La idea de ser un emprendedor, es de echo para las personas que no se imaginan trabajando para alguien más, toda una vida . Ellos, quieren ser los únicos capaces de manejar su propio destino.

¿Cómo es realmente ser un emprendedor? Bueno, estaría mintiendo si dijera que no hay muchas ventajas. Es una vida agradable, pero no viene sin sacrificios significativos.

Quiero compartir algunas ideas con empresarios aspirantes que se preguntan, “¿Qué tengo que esperar? ¿Qué estoy dispuesto a dejar? ”

LO BUENO
1. Tomar sus propias decisiones: No le rindes cuentas a nadie. Crees en el hecho de que el éxito de mi negocio depende de tí. Llegar a experimentar el impacto de tus decisiones día tras día te llenará de confianza.

2. Reunión y trabajo con gente notable:  Conocerás algunas de las personas más interesantes del mundo – muchos de las cuales son empresarios como tu. Es una comunidad fantástica.

3. Un potencial de ingresos ilimitado: La cantidad de dinero que usted hace depende de usted.

4. Libertad:  La capacidad de vivir donde quieres y de vacaciones como te plazca es algo invaluable.

Resultado de imagen para emprendedores

 

LO MALO
1. Usted pondrá más horas cada semana que cualquier otra persona que usted conoce: Así que será mejor que seas apasionado por lo que estás haciendo. Cada empresario que conozco trabaja significativamente más de 40 horas a la semana.

2. Siempre te preguntarás sobre lo que te perdiste: La vida es corta. Cuando pasas la mayor parte de tu tiempo trabajando, te pierdes. Es así de simple. Cuando leo artículos sobre el equilibrio entre trabajo y vida, solo queda reírse. ¡Parece una gran idea!

3. Estrés: Ser un empresario no es para los débiles de corazón. Porque tienes que estas tan invertido en tu negocio,  aunque sabes que no deberías.

4. Hacer tu mundo cansado: Si usted no es cuidadoso, usted podría perder su sentido de la maravilla.

5. Los malos tiempos: Aquellos años cuando los cheques de pago son pocos y distantes entre sí, es casi inevitable.

6. Siempre estás de guardia: Siempre.

7. Sus relaciones personales sufrirán: Por las razones antes mencionadas, usted tiene menos de sí mismo para dar.

Imagen relacionada

 

Algunos podrían decir que los emprendedores somos personas que tomamos muchos riesgos y no sabemos donde frenar. Y les doy totalmente la razón!

Tenemos ganas de hacer más, no menos!, y es difícil frenar cuando tenemos una idea en mente.

Convertirse en un empresario de éxito no es una hazaña fácil. Se necesita tiempo, dedicación y, sobre todo, persistencia. Vas a tener que hacer sacrificios. Vas a pasar por altos y bajos. ¿Estás preparado para eso?

Si es así pues…

Bienvenido a este viaje salvaje!